Higiene visual consejos adultos

 

Consejos de higiene visual para el cuidado de la visión

Nuestro sistema visual no está diseñado para mirar de cerca de forma intensiva, sino para mirar de lejos y preparado para poder enfocar objetos cercanos acomodando y convergiendo. Hoy día, pasamos mucho tiempo viendo la televisión, leyendo, usando dispositivos electrónicos, etc.  Así, para esta gran demanda de atención en la visión próxima se requiere seguir normas de higiene visual.

El uso intensivo de la visión cercana puede tener como consecuencia disfunciones binoculares con sus problemas astenópicos asociados: dolor de cabeza y de ojos, enrojecimientos de estos, ojo seco, mareos, etc.

La higiene visual

La  higiene visual resulta imprescindible para mantener una buena visión.  Ya que la visión se puede mejorar mediante el aprendizaje, es importante tener en cuenta que todos podemos perfeccionar nuestras habilidades visuales gracias al entrenamiento visual.

Pautas de higiene visual:

  • El lugar de trabajo: debe tener buena ventilación y con buenas condiciones de temperatura.
  • La iluminación directa: debe ser mayor a la del resto de la habitación, que no estará en penumbra sino iluminada normal.
  • Colocación de la luz: Además de evitar que los ojos reciban directamente la luz de los focos, también se debe huir de las sombras. Así, la luz directa debe colocarse al lado contrario de la mano que realiza la tarea, es decir, los diestros deben tener la iluminación a la izquierda y los zurdos a la derecha.
  • Mesa de trabajo: debe estar situada frente a un espacio abierto o que tenga espejos delante.
  • Cómo sostener el lápiz: se debe de sujetar de tal manera modo que los dedos pulgar, índice y medio queden lejos a más de 1,5 cm. de la punta. Así, se evita torcer la cabeza al escribir.
  • Inclinación del material de lectura: se recomienda que esté inclinado a unos 20º del suelo.
  • Postura corporal: se deben poder apoyar los pies en el suelo. Además, es importante que el cuerpo esté recto con los hombros dirigidos ligeramente hacia atrás. Los dos ojos deben quedar a la misma distancia de la tarea que se está realizando.
  • Distancia de los ojos: se debe mantener una distancia entre estos y la tarea igual a la del codo y el nudillo del índice.
  • Es mejor no trabajar si se está cansado o al despertarse. También se recomienda realizar descansos periódicos: aproximadamente cada 30 o 45 minutos se puede relajar la visión mirando lo más lejos que se pueda.
  • Visión periférica: para entrenarla, se debe intentar ser consciente de los objetos que nos rodean cuando se mira de lejos.
  • Movimiento de los ojos: son estos los que se deben mover cuando leemos y no la cabeza. Así, los ojos deben realizar los correcto son movimientos de fijación y de seguimiento, con flexibilidad que permita enfocar a diferentes distancias con efectividad y rapidez.
  • Trabajo con ordenadores: al realizar un esfuerzo visual continuado con estos, se puede producir fatiga  o estrés visual y otros problemas, visuales, musculares, respiratorios y de circulación. Por ello, es importante vigilar la postura, tomarse descansos y realizar ejercicios de relajación visual.
  • Televisión: no se debe ver a oscuras para evitar reflejos en la pantalla. Se recomienda colocar la televisión a una distancia igual o mayor a la de la diagonal de la pantalla por seis.
  • Conducción: Al viajar en coche es mejor mirar a lo lejos en vez de realizar actividades que puedan ser incómodas como la lectura.
  • Revisiones: se debe realizar una revisión visual anual, pero si se notan síntomas de fatiga visual, que no se ve bien, que disminuye el rendimiento visual o cualquier otro problema, se recomienda acudir al óptico-optometrista inmediatamente.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies